Sweet & Hot Tahini

 

Se te había ocurrido que podemos utilizar tahini para elaborar postres?

Para aquellos que seáis aficionados a la cocina internacional, quizá esto ya os suene. Para los que no, comencemos por el principio: el tahini es una pasta de sésamo molido, con la que se consigue una crema untuosa y de sabor suave, que se usa por ejemplo para elaborar el hummus ( el hummus no es hummus sin tahini). El tahini puede ser crudo ( elaborado a partir de semillas de sésamo crudas) o tostados ( elaborado a partir del molido de semillas previamente tostadas, y con un sabor muy rico y característico). El de mayor valor nutricional es sin duda el tahini raw, y es el que os recomiendo consumir habitualmente.

Tradicionalmente, la pasta de sésamo ha sido utilizada en la cocina oriental no sólo para confeccionar hummus y salsas, entre otros, sino también para elaborar recetas dulces y postres. Quizá este aspecto es más desconocido, por eso he decidido compartiros esta receta,

Cantidad

2 pax

Tiempo:

10 min

Dificultad:

fácil

Categoría:

Postres

Ingredientes
  • 4 cucharadas de tahini
  • 1,5 cucharadas de sirope de ágave o yacón
  • 1 pizca de canela
  • 1 cucharadita de aceite de girasol de primera presión en frío
  • 3 nueces pecanas laminadas
  • 3 nueces normales en trocitos
  • 3 orejones laminados
  • 1,5 cucharadas de coco deshidratado en dados o rayado

Mi sweet & hot tahini, es una versión aligerada de la receta árabe Halawa, muy similar o casi igual a la Halva turca. En ambos casos, se elabora mezclando tahini y azúcar, entre otros ingredientes, que luego se someten a una determinada temperatura, para obtener después una pasta sólida que sirve como base para elaboración de otros postres, ya que funde al ser horneada. Pero es tremendamente dulce, calórica y pesada.

Por eso en esta versión aligerada, no utilizaremos azúcar, sino sirope de ágave o yacón;  y no realizaremos la receta en dos pasos sino en uno, que para eso en este blog hacemos cocina quick & easy!

El Halawa se suele mezclar con frutos secos, así que nosotros también vamos a añadirlos en esta versión, junto con frutas deshidratadas que aportarán el toque ácido y/o dulce. vamos allá!

Instrucciones paso a paso

Primero

En un cazo, mezcla el tahini con el sirope de ágave o yacón. Añade la canela y calienta  a fuego medio sin dejar de remover.

Segundo

Cuando la mezcla ya esté más fluida, baja el fuego y añade el aceite de girasol. Si puedes, utilízalo de primera presión en frío. No sólo es más sano, sino que el sabor no se parece en nada. Se encuentra en tiendas gourmet y de alimentación natural. Reserva manteniendo el calor.

Tercero

Haremos dos versiones diferentes para contrastar sabores. Para ello trocea las nueces normales y lamina las nueces de brasil. Lamina también los orejones.

Cuarto

Monta los vasitos de la siguiente manera: 

Para la versión uno, crea una base con orejones, añade después una capa de nuestra mezcla de tahini caliente y luego añade las nueces de brasil por encima.

Para la versión dos, añade coco en el fondo en lugar de orejones, y nueces normales como última capa.

Quinto

Precalienta el horno a 120 grados e introduce ambos vasitos cuando la temperatura sea la adecuada. Deja que la superficie de los vasitos se tueste ligeramente con el grill. Tardará unos 5-7 minutos en estar en el punto óptimo.

Tip

Sirve inmediatamente, se come calentito y bien crujiente!

Te ha gustado esta receta? Tienes dudas o sugerencias? Cuéntamelo dejándome un comentario!

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Al enviar un comentario, aceptas la Política de Privacidad de este sitio

 

SUSCRÍBETE AL NEWSLETTER DE RACHEL GREENS
Recibe contenido exclusivo para suscriptores, ebooks gratuitos y mucho más.

SÍGUEME TAMBIÉN EN...

Copyright © - Rachel Greens - Aviso Legal - Política de Cookies - Política de privacidad.